3D, Animation, Chris Renaud, Hollywood, Melodrama, Miguel Vaca, Movie, Pierre Coffin, Thriller, Vacacion

Despicable Me

A veces no entiendo que pasa con las pelis infantiles, son tan poco innovadoras, son predecibles y creo que irrespetan el intelecto de los niños que son impredecibles, inquietos, desinhibidos. Logran calmarlos con falsas ternuras, con mascotas o con chistes muy básicos y creen que porque «es para niños» el sin sentido es aceptado, la falta de profundidad en la trama o en el peor de los casos la ausencia de trama es válida.

Estoy enumerando tan sólo un par de cosas que me molestan de las pelis para niños. Despicable Me de Pierre Coffin y Chris Renaud no creo que sea tan mala pero si deja mucho que desear. Tiene unos personajes bien diseñaditos, los personajes tienen cinco dedos (alabado sea el señor) y mal que bien los escenarios también están muy bien logrados. En algún momento me cansó la rutina Bugs Bunny contra cualquiera de sus antagónicos, me puse a pensar en el contenido de la pieza y fue muy simple el raciocinio, ya tienen la fórmula armadita, que de pronto les funciona, pero no hay derecho, el final sentimentalero no tiene gracia, es acartonado y repito irrespeta el intelecto de los niños.

Además me veo la peli por Jemaine Clement y es la voz distorcionada de uno de esos muñequitos amarillos, que mal, pensé que podría ser el mancito de gafitas pero resultó ser Jason Segel.

Lista negra a Steve Carell de sus cuatro últimos proyectos ninguno pasa, ni raspando.

Standard